¿Y si intentamos reparar lo nuestro?

0

Dime amor, ¿hace cuánto que no te recito poemas al oído?

¿Hace cuánto que no me muestras lo que hay dentro de ti?

¿Hace cuánto que no nos despertamos con un beso de buenos días y un café para acompañar?

¿Hace cuánto que dejamos de trabajar para enamorarnos?

Las noches, se están volviendo rutina. Pareciera que necesitáramos una fecha, un horario para volver a ser felices.

No hay lunes que no me lleves el desayuno a la cama.

Las idas al cine cada tercer miércoles del mes, están tan bien programadas que rara vez nos salen mal.

Ya no hay nada de sorpresas en nuestra vida. Ni siquiera el bebé fue una.

Dime amor, ¿qué nos esta pasando?

¿No vamos a cumplir con la promesa? Esa que nos hicimos al casarnos, de jamás dejar que nos gobernara la rutina y acabara con nosotros.

Amor, ¿y si nos volvemos a mirar como hace 10 años? Y tratamos nuevamente de dibujar una sonrisa en el rostro del otro a diario.

Sé que ya no somos los mismos, que hemos cambiado. Pero no perdemos nada con volver a revivir esos tiempos

¿no crees?

Amor, te amo.

Te quiero.

Te extraño.