Vicio

0

Quiero confesarle que usted me gusta, 

me gusta su intelecto, su barba alborotada 

y la manera en la que coquetea jugando 

con las comisuras de sus labios. 

Que me fascina su bipolaridad 

junto a sus gestos serios,

su ceño enojado, 

su acento extraño.

la tranquilidad de su hablar Que su lentitud me enamora, 

su volumen alto, maduro

que envuelve en fantasías cuando besa mi mejilla,

sentirle tan cerca, oler su piel.

Quiero decirle que a pesar de su lejanía, 

tengo ese cosquilleo en el ombligo cuando llega atrevido, 

hablando de pequeñeces que para mí

ya son una historia entre los dos,

lo poco que me permite darle

lo mucho que quisiera robar de usted.

Ahí sigue con su porte de caballero rebelde, 

escandalizando mi cabeza, 

erizando mi cuello al pronunciar mi nombre, 

ahí sigue mi hombre prohibido.

¿Que será cuando usted se entere de mi sentir?