Para el peor hombre del mundo…

0

Hoy es uno de esos días en los que siento que ya no puedo más, son muchas horas, muchos días, semanas, meses, años, los que he aguantado este sufrimiento, esta pena, este peso que parece un ancla que me mantiene en el mismo lugar sin poder avanzar.

Pero hoy por primera vez te escribo para decirte que eres el hombre que ha arruinado mi vida, no te hago culpable de mis decisiones, te hago culpable de tus errores que afectaron lo más profundo de mi ser.

Eras el primer hombre en mi vida, el que se suponía me debía dar confianza, me debía proteger y querer… ¿Sabes qué es lo más irónico?  Que dentro de mi inmadurez siempre esperé que lo hicieras. Pero no sólo me lastimaste, también permitiste que otros lo hicieran ¡NO TE IMPORTÓ! ¡NO TE IMPORTO!

En un principio te demostraba mis sentimientos, lloraba con cada uno de esos actos de desprecio, de desaprobación de constante inconformidad hacia todo lo que decía, lo que pensaba, lo que era.

Después me volví rebelde pensé que si era fuerte ya no me podrías lastimar, pero de nuevo estaba equivocada porque no soy tan fuerte como todos piensan, cada vez se hacían más grandes las heridas e imposibles de curar y no lo podía evitar, lo único que podía hacer era aparentar.

Cometí tantas equivocaciones por querer escapar de ti, traté de huir y no saber nada más, y ahora estoy sufriendo las consecuencias, no soy lo que quiero ser, sin darme cuenta soy lo que juré que nunca sería, soy lo que esperaban los demás, ahora lo único que veo cuando estoy frente al espejo es frustración es fracaso y siento que es demasiado tarde para poder cambiar.

Ahora ya no espero nada de ti, pero lo peor es que tampoco espero nada de mí… Me destruiste.

tumblr_m1v0hu0tM31r477vmo1_500

Estoy sola en medio de la gente, nada puede llenar este vacío que dejaste en mí, nadie puede unir esto que dejaste roto dentro de mí, siento que no puedo querer a nadie ni a mí misma, soy egoísta porque a veces pienso en dejar todo y a todos los que me rodean, pero en verdad lo único que quisiera es alejarme y olvidarme de ti, quisiera no volver a verte. Pero por alguna extraña razón aquí sigo.

No quiero sentir rencor, pero es el único sentimiento constante que hay en mí, no quisiera pero te odio con todo mi ser con lo que soy y lo que no pude ser, no quiero sentir esto pero lo haces tan difícil, te encargas de que esas ganas que tengo de perdonarte se esfumen, momento a momento sigues arruinando mi vida. Porque ¿Cómo puedes querer o perdonar a alguien que gran parte de su vida se ha encargado de infundir miedo no respeto, de imponer y de disponer sin preguntar?

Te odio porque te encargaste de alejar a personas que realmente me amaban, personas que me hacían bien con las que podía ser yo, sin miedos, sin restricciones y ahora toda la gente que me rodea es la que permitiste tú que así lo hiciera, no la que hubiera escogido, no la que me hubiera hecho feliz.

No niego que gran parte de la culpa la tuve yo, por permitir que siempre hicieras lo que quisiste, no tuve el valor ni la fuerza de frenarte y cuando lo intente… ¡Maldito machismo! Eso te inculcaron, en eso te convertiste, eso eres, no tienes respeto por las mujeres mucho menos por sus sentimientos, ideas, formas de ser o de pensar, pedir que escuches o que aceptes razones es pedir lo imposible. Siempre debías de tener el control o te volvías loco, explotabas, te importa tanto el ¿Qué dirán? ¡No puedo creerlo no puedo concebir que todavía existan personas como tú!

No sé si algún día te arrepientas de todo el daño que has hecho, no sé siquiera si algún día te hayas dado cuenta del daño que hiciste a todos los que te rodeábamos a los que decías amar, o tal vez si te diste cuenta pero simplemente no te importó y sigue sin importarte, dentro de tu egoísmo todo es posible.

LO ÚNICO QUE ME QUEDA ES ACEPTAR QUE ESTA GUERRA LA PERDÍ.