¿Dónde has estado todo este tiempo?

Tu jardín con enanitos – El Acorazado


Síguenos en Facebook:


Relaciones

Publicado en mayo 10th, 2016 | by Débora Carrasco

0

Tu jardín con enanitos

¿Dónde has estado todo este tiempo?

No puedo decir que me hubiera encantado encontrarte antes, porque todo tiene su tiempo, y supongo que si nos hubiéramos conocido en el pasado todo sería totalmente diferente. Hoy doy gracias al destino porque te puso en el camino justo cuando debía de ser.

No te encontré, ni nos encontramos, simplemente nos reconocimos, porque sabíamos de algún modo que estábamos destinados a ser. Sí, después de todo, sigo creyendo en el destino, son esas cosas, pequeños momentos y personas maravillosos que son sólo para ti, porque así estaba destinado a ser.

Miro el pasado y ahora entiendo todo, todo se acomoda, todo encaja, y tú estás aquí. Sí antes sufrí o lloré por personas que no valían la pena, ya sé porque Dios me permitió que lo hiciera. Él tenía lo mejor, lo más grande, lo más puro, para mí.

Siempre pensaré que eres mi estrella, mi trébol y mi mejor momento. Nos reconocimos, nos encontramos y simplemente supimos que éramos. No sé si seas para siempre, no sé cuánto tiempo se me permita compartir contigo, pero sí sé, que quiero pasar todo el tiempo que podamos, que quiero contar estrellas y encontrarle formas a las nubes, que quiero tomar largos viajes contigo y comer a reventar.

Hoy sé que quiero conocer tus gustos musicales, y que me gusten como hasta hoy, pues quiero compartir conciertos, comprar libros, comer en restaurantes, comer en la calle, correr, querer comernos el mundo.

Quiero que seamos tú y yo contra todo, contra todos.

Porque eres tanto en tan poco, y quiero ser aún más. No quiero ser sólo un instante; quiero ser todo aquello que siempre has querido, que siempre deseaste pero simplemente siendo yo, quiero encajar en tu vida y que encajes en la mía y juntos complementar todo aquello que somos, y sí, como dice la canción, quiero ser tu jardín con enanitos.

Sabes, sé que eres con quien quiero estar en este momento, porque eres la primera persona a la que le llamo para platicarle las buenas noticias, eres el primero que quiero que me abrace cuando estoy triste, y eres con quien quiero quedarme dormida hablando por teléfono. No me hace falta cuestionarme si eres indicado, si eres perfecto, si me convienes, simplemente lo sé. Tus manos encajan perfecto en las mías, y tus abrazos son mi mejor medicina, tu risa me contagia buena vibra y tus palabras me enamoran día a día.

Y sí, lo sabía, lo supo mi corazón. Bien dicen que cuando algo, alguien es bueno, no se fuerza, no se ruega, simplemente se da, y mi corazón me lo advirtió.

De alguien como tú, si podría enamorarme.


Publicado por



Deja un comentario

Subir ↑
  • ¡Síguenos en Facebook!

  • Anuncio