No todo es color de rosa

0

Muchas veces me decían que mi relación era muy bonita, que parecía que no teníamos problemas ni nada y pues al principio era verdad, pero como dicen: No todo es como lo pintan.

Todo empezó tan bonito, siendo amigos desde el principio, con una amistad tan envidiable; pero me empezaste a gustar y yo a ti, hasta que tuviste el valor de invitarme a salir. Yo era la persona más feliz contigo y no lo digo por decir, lo digo porque para mí fue maravilloso.

Tú, el chavo alto, fuerte y guapo que me encantaba, tus ojos tan cafés que hacían que me perdiera; esa sonrisa tuya que me daba la sensación de querer verte todos los días. Mi corazón se aceleraba cada vez que estabas a mi lado, era una sensación inexplicable, pues nadie me había hecho sentir así, tan protegida, tan querida, tan feliz como sólo tú me hacías sentir.

Te quería, me tenías tan loca a ti, pero amor, no todo es color de rosa, pues empezaron los celos, esos celos que matan; empezamos a conocer más gente y yo siempre dándote el respeto que te merecías como novio, en cambio en ti fue diferente, te fuiste alejando poco a poco de mí, te dejaste llevar por tus amigos y ya ni tiempo para mí tenías, te alejabas más y más y yo sólo estaba esperándote. Dolía, pero lo que sentía por ti era más grande que aún así ahí estaba para ti, no importaba cuánto, sólo quería tiempo a tu lado.

1

Todo se volvió gris… Celos, peleas, dejarnos de hablar y ser cortantes, eso fue algo mutuo y ya no lo soportaba, la verdad me cansé de estar ahí dispuesta en cada hora para ti, me cansé de sólo estar ahí cuando te aburrías; cuando salíamos en público parecíamos una pareja perfecta, pero en realidad no lo éramos había peleas constantes y todo llegó a su fin. No hiciste el esfuerzo de que hubiera un oportunidad de arreglar las cosas, al contrario, te fuiste alejando más y yo estaba allí con ese dolor, pero también con ese gran amor.

Entonces entendí que las cosas no hay que forzarlas, cuando llega a su final lo mejor es decir “Adiós” con la cabeza en alto; tal vez dolerá y mucho, por todas las cosas bellas que pasamos, pero será lo mejor para los dos.

Te agradezco por todo el amor que me diste y por los buenos momentos, pero sabes amor:

No todo es color de rosa.