Mi compromiso

0

Dentro de un corazón que ha sido lastimado, humillado, despreciado y, como consecuencia de ello, se ha convertido en un corazón temeroso e inseguro… Existe todavía un espacio para el amor más importante: El amor propio.

Todo es parte de un proceso… Un proceso largo y complicado, lleno de tropiezos que nos hacen dudar hasta de nuestro valor como personas. Sin embargo, como bien lo he escuchado infinidad de veces, nada es permanente.

Hoy, entre mis muchos pensamientos, he determinado que ya es hora de AMARME A MÍ POR ENCIMA DE CUALQUIERA. Nunca más nadie me volverá a hacer sentir y pensar que valgo poco, jamás permitiré que alguien vuelva a jugar conmigo y pretenda al final, quedar como víctima de las circunstancias. Jamás volveré a llorar por alguien que no lo merezca, porque quien sólo sabe mentir y dañar, no merece las lágrimas de nadie.

La vida nos da a cada uno de nosotros lo que merecemos y sé que merezco cosas buenas. Yo sé que ante todo, fui, soy y seré siempre sincera, leal, franca… Pensé que lo lógico sería recibir lo mismo a cambio, pero… No. Hoy tengo claro que no todos poseemos esta cualidad, no todas las personas valen tanto como a veces quisiéramos pensar.

No me arrepiento de nada, ya no pido nada, ya no reprocho nada, ya no espero nada. Cualquier circunstancia nos permite aprender algo y mi aprendizaje está basado en un compromiso conmigo, el compromiso de aceptarme, amarme,valorarme, respetarme y seguir siendo como soy, así, sin más.

De todo eso que creí que había perdido, lo único que hoy en día me interesa rescatar, es a esa mujer que sigue existiendo, esa mujer que vale muchísimo, esa mujer poco común, esa mujer rara y especial a la vez…

Esa mujer que definitivamente no fue puesta en este mundo para estar al alcance de cualquiera: YO.